Resúmen Ejecutivo

El desierto de Atacama, que es considerado el más árido del mundo, que incluye a la región de Arica y Parinacota, recibe anualmente menos de 10 mm al año de precipitaciones, presentando zonas aisladas que sólo disponen de agua procedente de ríos y aguas subterráneas. Sin embargo, estas aguas tienen un alto contenido de Sales, Arsénico (As) y Boro (B), y, por tanto, además de que no son aptas para consumo humano, tampoco son adecuadas para el desarrollo agropecuario, donde por ejemplo el riego de plantas frutales, legumbres, cereales, entre otros, así como productos derivados de origen animal presentan altas concentraciones de arsénico que perjudican la venta de estos productos (Anexo 1, Bundschuh et al 2012).

En la región de Arica y Parinacota, la presencia de arsénico, especialmente en zonas rurales es de origen natural. Los niveles de As total en el agua se caracterizan por ser particularmente diferentes en los tres valles productivos de la región (Azapa, Lluta y Camarones), variando la concentración en el orden de 10-1000 μg L-1. Esta región además presenta un potencial de productividad agrícola importante debido a su cálido clima y luminosidad todo el año.

En el caso del río Camarones, las aguas superficiales contienen elevados contenidos de sales y niveles de arsénico y boro, por lo que no son aptas para el consumo humano ni tienen la calidad requerida para el riego agrícola afectando negativamente el crecimiento y desarrollo de las distintas especies vegetales explotadas como cultivos comerciales. Una de las áreas más afectadas es la localidad de Taltape (ver Figuras 1 y 2) donde actualmente los pobladores se sustentan principalmente de la explotación de pequeños predios agrícolas, con  productos destacados como la alfalfa,  así como productos derivados de origen animal (principalmente bovinos y caprinos). No obstante lo anterior, el desarrollo agrícola es restringido por la situación antes mencionada, que perjudican en general el crecimiento y supervivencia de las especies cultivadas, provocando un envejecimiento acelerado, así como impiden la introducción de otras, que podrían aumentar significativamente el desarrollo económico de la localidad.

En tal sentido, surge la necesidad de resolver de manera sustentable el problema de la calidad del agua para que esta localidad pueda establecerse como un oasis agrícola en medio del desierto, mediante una agricultura más tecnificada que les permita cultivar productos de mayor valor agregado como por ejemplo el tomate y/o mango entre otros productos agrícolas. De la misma forma, sustentar una economía basada en la crianza de animales (camélidos) que permitan generar otros productos como carne, leche y queso.

El presente proyecto propone por tanto, establecer una posible solución a la baja calidad del recurso hídrico disponible en Taltape, incrementando la productividad agropecuaria de manera sustentable, basado en recursos disponibles y sus potencialidades, que pueden ser desarrolladas mediante la implementación de una tecnología de desalación térmica de aguas salobres, a través de planta piloto de destilación multiefecto con una capacidad de 10 m3/día. Este proceso (ver Figura 3) consiste en un conjunto simultáneo de procesos de evaporación de agua de mar o salobre y condensación posterior de dicho vapor en una sucesión decreciente de temperaturas (y sus correspondientes presiones de saturación) desde el primer efecto (también llamado celda) hasta el último. Cada efecto consiste en un intercambiador de calor de tubos, por el interior de los cuales fluye vapor como fuente de energía térmica.

Con este procedimiento se busca atender el cultivo de algarrobo (Prosopis alba) y hortalizas como también Choclo, Cebolla, etc., mediante riego tecnificado que permita un uso óptimo del agua tratada para riego, así como entregar agua potable destinada al consumo animal, además de la producción de alimento vegetal libre de arsénico, que permita que estos y sus productos derivados de su crianza presenten niveles aceptables de calidad para su comercialización, especialmente en lo que se refiere a su concentración de arsénico bajo norma internacional.

Respecto al Aporte al sector turístico el proyecto es muy relevante considerando que este sector tiene importantes recursos paisajísticos y patrimoniales disponibles que generan una oferta turística que se complementa con características destacadas como el clima desértico, la cuenca fluvial y las llamadas aguas culturales, el cañón de Camarones, las montañas andinas, las playas y acantilados y todo el rico patrimonio arqueológico y cultural que posee Camarones, además de su comunidad activa.

Se ubica a 92 km de Arica y cuenta además de su actividad económica basada en la agricultura y crianza de animales, de zonas turísticas basadas en arte rupestre que refleja el lenguaje visual de figuras antropomórficas, zoomórficas, geométricas y astrales asociadas a aldeas de agricultores y pastores, sitios ceremoniales, cementerios y rutas de tráfico poblacional.

Se visualiza además el desarrollo del agroturismo como un servicio complementario, asociado a la plantación de árboles y hortalizas, todo lo cual aportaría en conjunto con proyectos que incluyen varios emprendimientos para crear hostales, restaurantes, zonas de camping, miradores y rutas turísticas por parte de los lugareños y socios de la Cámara de Turismo y Comercio de Camarones. Cabe resaltar que una microempresa turística de la zona (de propiedad de dos agricultores de la localidad), han conseguido permiso para establecer un lugar de hospedaje para turistas, pero al no contar con agua potable, no tienen resolución sanitaria y por tanto, no pueden instalarse como restaurant de comida típica, lo cual ha restringido su mercado y que puede fácilmente crecer por la demanda de turistas proyectada para la zona, como así mismo, el hospedaje de los trabajadores de empresas mineras cercanas. Esta situación, también afecta a los productores de queso, que no pueden darle valor agregado a sus productos para comercializarlos y hoy se ven restringidos a la venta informal, la cual hoy no está regulada. 

Se destaca, que este proyecto, si bien está orientado a mejorar la producción agropecuaria y mejora de oportunidad del servicio turístico actual, por su conformación, permite su replicabilidad en atención a zonas de la región y el norte de Chile similares y desarrollar en este laboratorio natural soluciones que pueden aportar al grave problema de escases de recursos hídrico incluso fuera del país.


Cerrar